2021-02-24T20:54:36+00:00

👓 EXPERT@S
Mariela Mociulsky, logística sustentable, un desafío pendiente y la alimentación como escudo

Compartir esta nota

Por Mariela Mociulsky
Especialista en Investigación de Mercado y Análisis de Tendencias
Desde 2007 es CEO fundadora de Trendsity
Es Presidenta de SAIMO (Sociedad Argentina de Investigadores de Marketing y Opinión)

Se señala a 2020 “como el año más importante para la logística de las últimas dos décadas”. Por un lado, tuvo un rol vital para el abastecimiento durante la pandemia y, además, el crecimiento exponencial del e-commerce lo puso a prueba como nunca, dos características que desde la industria sostienen que llegaron para quedarse. Más allá de las mejoras técnicas, de infraestructura y de tecnología que aún requiere esta industria -y que quedaron evidenciadas con la crisis sanitaria- hay una necesidad creciente para la logística: cómo escalar de manera sustentable, esto es reduciendo las huellas de carbono pero también la contaminación acústica, el uso de la energía y agua, entre otras.

En las ciudades, el futuro apunta a soluciones de movilidad y micro movilidad eléctrica. La evolución de este tipo de vehículos, dependerá también de distintos factores pero algunas empresas toman la delantera. Mercado Libre anunció su flota eléctrica en Latinoamérica para completar la última milla de sus envíos con una logística cada vez más sustentable.

El desarrollo de estrategias de sostenibilidad en la disposición y la gestión de las cadenas de suministro es un tema pendiente en el sector logístico que se relaciona con una nueva manera integral de hacer negocios.  La dinámica de distribución está cambiando con la innovación de los modelos comerciales: unificación de envíos, logística de proximidad, bicicletas como medio de transporte y establecimiento de mini almacenes con entrega en bicicleta o a pie.

Los puntos de pick up y devolución son tendencia así como centros de distribución emergentes y cross-docking. La inteligencia artificial es un facilitador clave de la logística exitosa de última milla, servicios en la nube, planificación dinámica de rutas, soluciones inteligentes de clasificación de envíos y visibilidad de la cadena de suministro en tiempo real. Son múltiples los cambios que se abren para las compañías en términos de sustentabilidad. 2021 -luego de la adaptación forzosa que tuvo que hacer la industria- espera poder ser el año de consolidación de todas estas tendencias.

La alimentación como escudo

La pandemia está impulsando aún más la funcionalidad de los productos alimenticios, asociada, en este contexto, a mejorar la respuesta del sistema inmunológico para atenuar o prevenir el impacto del COVID-19-.

En la industria alimenticia, aparecen cada vez más productos con probióticos que equilibran la dieta, son saludables para el intestino y robustecen el sistema inmune. Un caso es por ejemplo Activia Daily Shot con probióticos para beber todos los días. Otro caso interesante es el de Chobani (USA), originalmente conocida como una empresa de yogur griego, está migrando hacia el segmento de probióticos, con el lanzamiento de una bebida a base de vegetales con nuevos sabores e ingredientes (como ananá y cúrcuma) y la línea Probiotic de yogur batido con 4 probióticos, con certificaciones científicas sobre el efecto probiótico y beneficios para la salud intestinal. Otros casos incluyen Pact Gut Ahead Prebiotic snack bites (USA) con 1000 millones de cultivos vivos, 3 gramos de prebióticos con cúrcuma y jengibre y A Leiteria Ltda. Kefir (Brasil), una bebida láctea fermentada que fortalece el sistema inmunológico.

La cultura preventiva en la alimentación no es una tendencia nueva, por fuera de la pandemia, el desafío de mantener la productividad, la energía y el estilo de vida lleva a la búsqueda de alimentos que contribuyan a esos fines. El colágeno -una proteína conocida por sus beneficios antienvejecimiento- está apareciendo como ingrediente en barras, aperitivos, bocadillos, cereales y granola, entre otros. En este sentido podemos citar Skinny Pop Popcorn + Colágeno (USA) con péptidos de colágeno. También se busca el control del peso y la buena nutrición. Chobani Complete (USA) ofrece una nutrición avanzada sin lactosa, fáciles de digerir con hasta 25 g de proteína completa, 3 g de fibra y sin azúcar añadida. También está el caso de Celsius, una línea de bebidas que con el movimiento se activan y ayudan a acelerar el metabolismo.

En tiempos con múltiples demandas y cambios -más el peligro del virus-, el consumidor busca establecer ciertos equilibrios: cuidar la salud, pero también  tener energías y un organismo fortalecido para los desafíos y transformaciones de los tiempos que corren.


Compartir esta nota